Construcción artesanal y procesos creativos.


Proponemos un enfoque creativo, divertido y sano en nuestros trabajos. Damos preferencia a los materiales recuperados y de mínimo impacto.
Publicamos los procesos con fotos y textos a modo de recetario.

Si tienes una idea podemos ayudarte a definirla.

Si te gusta, dale a "ME GUSTA"

ME GUSTA

Puerta insonorizante [en proceso]

Embajadores 6, Lavapiés | Marzo 2009
[En proceso]

Autoproyecto para aislar acústicamente la zona de habitaciones de las zonas comunes más ruidosas.

Aprovechando las vigas vistas de madera del edificio nos ahorramos hacer el cerco o marco de la puerta entero, sólo nos preocupamos del lado de las bisagras.










Material comprado: 4 pernios (bisagras) resistentes y trasera de armario, listón de madera 70x30mm (cerco), Cola para madera, 7 tacos para pared.
Material reutilizado: pintura plástica blanca, listones de madera (45x25mm), tablero de conglomerado, retales de lana de roca, retal de goma-espuma de alta densidad, tornillos varios, dibujo gatuno de Alfonso, cinta de pintor, puntas (clavos)
Herramientas: taladro y brocas, autónoma o destornillador, martillo, caladora, gatos (cuando usemos cola fijar con gatos)

La idea fue hacer un montadito con relleno de material aislante
Lo primero fue medir bien el hueco para cortar la trasera a la medida final.
Sobre esta plantilla nos construimos la estructura interior con los listones, tornillos y cola. Cuando lo tenemos lo damos la vuelta. Fijamos con puntas y cola la trasera a la estructura.


Así podemos ya rellenar con el material aislante el cajoncito que nos queda (47mm de espesor)






Una vez rellenos los 2 cajoncitos cerramos el montadito con el otro tablero cortado ya a la medida. Con puntas y cola repetimos la operación. Como quedó la unión entre retales del tablero rellenamos con una masilla casera echa a base de cola y el serrín creado de los cortes con la caladora



Ocurrió en este momento que me apeteció meterle un toque curioso con la pintura blanca y un dibujo que me acababa de regalar Alfonso. Con un poco de cinta de pintor se le puede dar un toque vistoso y muy sencillo de hacer.
















Para hacer el cerco donde van atornillados los pernios nos servimos de 2 tipos de listones colocados en forma de "L" para hacer el espesor necesario. Nuestra puerta mide 65mm de canto, compramos un listón de 70mm para poder tener un poco de margen y poder meter alguna tira pegada de material aislante si hiciera falta. Le damos una mano de aceite de linaza que siempre mejora el aspecto de las maderas y las nutre.


Atornillamos el cerco a la pared y los pernios a la puerta de momento. En este punto estamos listos para colocar la puerta en su sitio a falta de atornillar los pernios al cerco. Para esta operación nos ayudamos de cinta adhesiva y fijamos las 2 partes de los pernios. También nos ayudamos de un retal de la trasera de armario sobre la que reposa la puerta para elevarla 4-5mm y que no roce. Antes de atornillar los pernios hacemos agujeros con broca fina para abrir un poco el canal y no rajar la madera. Esto muchas veces no es necesario, depende de la dureza y el ancho de la madera.



Precio hasta la fecha: 28€ (13 marzo 2009)
















Cosas pendientes:
- escalón para subir a pasarela (madera reutilizada y hierro para anclaje)
- murete aislante bajo la pasarela, para que no se cuele el sonido en la habitación de Andrea (ladrillo, cemento y yeso)
- Gatera con telas en el hueco (en principio usando el telón que había antes en este hueco)
- Rellenar huecos y colocar un belcro y unos tiradores

ME GUSTA